30 de diciembre de 2011

Don Podcast #13 - Especial Año Nuevo 2012

Especial de Año Nuevo. No palabras, no reflexiones cliché. Sólo nostalgia. Nostalgia de vinilos, de idas a pedirle al vecino "longplays de cumbia", de años nuevos celebrados "con la familia grande", a punta de vinilos y cassettes. Aquí no hay nada moderno, sólo sonidos que me evocan la infancia y me hacen querer volver. Sólo eso.

Feliz Año a todos.

10 de diciembre de 2011

8 de diciembre de 2011

Prende la Antú: El Club de Dadores Voluntarios de Chupetes

En los lejanos fines de los 70s y comienzos de los 80s, ya sabrán que hubo un programa de TV que fue sensación: "El Club de los Bochincheros". Canciones y juegos varios, comandados por el "Tío Memo" y la "Tía Pucherito" eran la sensación infantil del antiguo Canal 9 de la U. de Chile y posteriormente del viejo Teleonce ochentero. Una de las secciones fue este "Club de Dadores Voluntarios de Chupetes", y consistía en que un grupo de niños, no siempre "voluntarios", aparecían en cámara entregando el chupete y realizando el juramento oficial luego de la pregunta del Tío Memo: "Chicos... ¿juran nunca más chupar chupete?". El regalo era un juguete. Y de ahí a si los pobres chicos aguantaban una vida sin chupete nunca se sabía. Algunos aguantaban, con otros no había caso.


Una anécdota que circuló en su tiempo fue que en una limpieza de bodegas del Canal 11 encontraron la bolsa o saco donde habían sido acumulados todos los chupetes que los niños dejaban en el programa. Por lo que contaban, el olor era terrible. Era que no, con el calor ambiente y el tiempo transcurrido, la goma de los chupetes se quemó y se volvió pegajosa y maloliente, y ello sumado a la baba con la que eran almacenados, sin duda aumentó la sensación de guácala.

El programa tuvo su última temporada en Teleonce en 1983. Los mandamases del canal decidieron que la señal debería tomar una orientación más hacia lo cultural. Así, ya para 1984, acentuando el carácter universitario, el canal pasó a llamarse "Universidad de Chile Televisión". Y todo lo asociado a entretención... se fue de una espectacular P.L.R. (a.k.a. "patá en la ra...").

Vieran la TV de hoy en día, esos mandamases se mueren ahí mismo.

4 de diciembre de 2011

Mis Dos Chauchas: El día que vi el último cómputo


Ya no recuerdo qué año fue el primero en que la Teletón cerró con el show en el Estadio Nacional. Esa fue la última vez que vi el cierre en la tele. Me reconozco una persona sensible. Recuerdo que no me pude despegar del frente del TV hasta que terminó. Esa sensación de verse siendo controlado en las emociones cual títere fue lo que tal vez me hizo no querer ver ese momento nunca más en vivo. O talvez el que ya se sabe lo que siempre pasa: están a varios miles de millones de pesos de alcanzar la meta y siempre llega la avalancha de donaciones y pasan la meta igual y por varios cientos de millones. O porque, aunque incluye la participación de figuras del espectáculo una tras otra como pocas veces en el año, en sí es el compendio de toda la tele que uno ve en el año, incluyendo presentadores, faranduleros, y figurines varios. O será que es un show cuya mejor locación para verlo está "reservada" a aprovechadores que van en familión a recoger las entradas que son gratis.

El día que vi el último cómputo quedó ya bien lejos. Y me da la impresión de que ya no son como antes. La mentira más grande de la galáctea: son como siempre.

30 de noviembre de 2011

Mis Dos Chauchas: La Teletón del año del no al lucro

Un año particular, muy particular este que ya se nos acaba. Un año que ha sabido de ya incontables actos de manifestaciones y protestas que se diluyen en diversos orígenes, desde los "hippies" en contra de Hidroaysén hasta llegar nuevamente a manifestaciones por cambios en la educación, cambios profundos que vayan más allá de soltar la billetera y hacerse el lindo, más allá de prometer una nueva reforma que sigue dejando cabos sin atar y que, entendiéndose que no puede ser de un día (o de un año) para otro, es una deuda histórica desde la llegada de los gobiernos concertacionistas y más allá. Por alguna razón, los gobiernos de derecha suelen ser más "vulnerables" a protestas y manifestaciones. Cuando estaba en la media tuve que leer un libro que constaba de historias cortas y una de ellas ocurría en la primera mitad de los sesentas, bajo el gobierno del derechista Jorge Alessandri, y daba a entender un escenario tan parecido, que me es imposible no hacer la comparación. Hoy en día, el lucro es denostado y se han dado tantos fundamentos.

Este año nuevamente hay una Teletón. Nuevamente, porque es casi una institución nacional, porque ya varias veces al gobierno se le ha deslizado la idea de hacerse cargo de las personas con discapacidad como parte del presupuesto nacional, pero al final no se llega a nada. Y es esta imponente figura pública que ya por más de treinta años se tiene que ocupar de dirigir el barco, salvo excepciones, una vez por año. Una figura a la que se le critica y se pone en duda si su aporte es ad honorem o si se lleva alguna tajada de la torta de las recaudaciones. Y el enjambre de dudas sigue: de si las figuras públicas que aparecen dando su apoyo a esta "noble causa" (término manoseado hasta dejarlo baboseado) terminan también queriendo obtener favores de quién sabe qué tipo. De la magnitud de la exención tributaria ("evasión tributaria" le llaman otros) que significa hacer una donación a nombre de una empresa. Del despliegue publicitario en estas fechas de algunas empresas para sus productos de consumo con el mensaje "mientras más compre Pin y Pan, más estará ayudando a los niños de la Teletón..." y del momento en que anuncian la cifra del aporte de tal o cual empresa y de lo "fácil" que es estimar que la empresa pudo aportar mucho más luego de ver al gerente/subgerente/encargado de marketing, etc. entregar la cifra del aporte total. Al final es una máquina mediática que usa a las empresas y a su vez éstas usan esta instancia. Un juego de ganar-ganar ideado, archiprobado e infalible.

La otra mitad la constituyen los avisos de la campaña en sí. Cada año se esfuerzan más en dar más pena. Si lanzaran la campaña actual en los viejos años 70s, en los tiempos de Super Taldo, te la censuran en dos tiempos. Para mí ver un niño aprovechado para la campaña, hablando en forma confusa o con dificultad, no me da ni pena, ni lástima, ni nada. Que la gente hoy en día esté menos emocionable no es culpa mía. Y así como alguna vez expresé mi molestia por una campaña que daba a entender que cualquiera de nosotros podría terminar sin un brazo ni una pierna por un accidente propio o de la persona que amas (que huevón más infeliz el que creó tal campaña), hoy no me queda más que mantener lo dicho y que si estas instituciones que se supone que están para hacer un bien social tienen que recurrir a infundir el miedo a lo que pueda pasar, al igual que la crónica roja en los noticieros (y si no se ha notado tanto en la campaña previa, sin duda aprovecharán el recurso en sus "27 horas de amor"), es que ya no queda mucho que hacer.

El lucro lo van a ejercer y le van a sacar provecho los mismos de siempre (¿tengo que decir quiénes?), quienes van a ver (y siempre lo han hecho) esta campaña como una vitrina más que además sirve para blanquear imagen. El marketing es sólo marketing, y si es necesario chocar contra lo ético o moral, lo hará. Mientras tanto, la Teletón y su gente van a seguir viviendo al día, con su eterno desafío de llegar a la meta una vez por año y de doblarla cada año que preceda a una elección política. Con su desafío de construir más centros de rehabilitación, pero siempre pensando que el costo total a largo plazo es bastante más que lo que cuesta la sola edificación. Con su representante clásico, el otrora guatón de la diversión de los sábados ochenteros, expresando su amor por la causa, justificando la presencia de las empresas, que pesan el 20% de todo lo recaudado y que sus aportes son depositados al comienzo "para evitar suspicacias". Aún con todo, siempre faltan dos horas, la meta pareciera que no se alcanza, aparece "don Franci" suplicando que la gente vaya al banco, y luego en el show final viene la avalancha de donaciones y llegan a la meta igual, comunmente chorreando unos cuantos millones de pesos.

Aquí no se es ni anti-Teletón ni pro-Teletón. El que crea en esta obra, vaya y deposite. O haga transferencia, estamos en el siglo XXI ya. El que no, respete al que crea.

Pero hay algo que no me van a quitar el enorme placer de decirlo: todo ser humano racional y por tanto dotado de inteligencia, y que además piense que por el sólo hecho de preferir una marca asociada a la campaña está haciendo un aporte concreto... es un soberano hueón. 

26 de noviembre de 2011

Sonido AM: Gianni Morandi - Para poder vivir (1976)

Gianni Morandi es un cantante italiano, nacido en la localidad de Monghidoro en 1944. Además de cantante, ha ejercido como actor y presentador de TV. Su "currículum" se jacta de tener -entre otros hitos-  38 álbumes (sin contar recopilaciones), 7 participaciones en San Remo, más de 3000 conciertos sólo en Italia y 18 películas. Sin duda, un monstruo de la canción italiana.

Su versión original en italiano, "Per poter vivere", fue grabada en 1976 y esta versión a continuación (en español) por estos lados fue un infaltable en las radios AM.

Te-món.

24 de noviembre de 2011

23 de noviembre de 2011

14 de noviembre de 2011

13 de noviembre de 2011

Noventas: Britney Spears - Born to Make You Happy (1999)

Fines de los 90s, la tele por cable llega a mi casa, voy en segundo año de universidad, lejos de irme de maravilla todo iba pésimo, tenía pocos amigos y algunas amigas, no sé qué tan fieles, las tardes me las lloraba, todo iba mal. Mi hermana terminaba la media y se rayaba con los canales de música. Me mamé toda la onda de las boybands y girlbands hasta que aparece una cantante nueva que según después me enteré había salido de la camada Disney, en el tiempo en que el canal del ratón era premium (anda a saber por qué).

Y yo ahora recuerdo este tema cuando me lo ponen en el supermercado. La música de supermercado hace tiempo dejó de ser onda instrumental. Y ya me siento viejo.

Y lo último: por favor, fuera de que me recordó una época triste de golpe y porrazo, no pregunte por qué estoy subiendo esto.

6 de noviembre de 2011

Sonido AM: Trinidad - Cantaremos (1976)

Esto es raro, pero a la vez un pedazo de mi infancia. Mayores antecedentes no he podido recopilar de este grupo español llamado Trinidad que, a mediados de los años 70s, editó este disco single y que fue usado como cortina de programas de radio en varios países. Aquí en Chile si mal no recuerdo, había un programa de la extinta Radio Minería que lo usaba (el "Tralalá Musical", parece que se llamaba). Estoy hablando de mediados de los 80s, si no antes. Y la canción dice la-la-la... pero de ahí a tra-la-la... pasó piola.

Sólo porque tenía que estar aquí de una buena vez algún día. Como una deuda pendiente. Otro Sonido AM para el fin de semana.

5 de noviembre de 2011

Sonido AM: José Luis Rodríguez - Se Busca (1979)

José Luis Rodríguez "El Puma" es un cantante, actor y empresario venezolano nacido en 1943 en Caracas. Desarrolla una carrera artística en su país en un comienzo dedicada a los boleros pero que luego entrados los años 70s da un giro a la balada pop. Ya en esta época graba comerciales como éste y participa en una teleserie de su país llamada "Una Muchacha Llamada Milagros" interpretando un personaje llamado "El Puma", y de ahí su seudónimo con el que se le conoce hasta la actualidad. En 1976, con el apoyo de un empresario, su carrera se internacionaliza y El Puma sale de su país, estableciéndose en España, luego en México, y ya a mediados de los 80s se radicaría definitivamente en Miami.

Este tema sonó harto en su tiempo y refleja la orientación cristiana que se le conoce desde sus inicios, especialmente desde 1973, año en que se convierte al protestantismo.

Sonido AM para terminar la semana.

29 de octubre de 2011

Del imaginario: Botellas del ayer (segunda parte)


Tal como prometí. Démosle a la segunda patita mierrrr...

1.- Las cervezas de la CCU… hace mucho tiempo atrás: en los años 20s y 30s (y aún durante mucho tiempo después) la cerveza seguía siendo un producto “commodity”, daba lo mismo la variedad, con suerte habían tipos genéricos de cerveza, producidos por la gigantosa CCU. Y en esos tiempos la botella llevaba un relieve en donde se distingue la leyenda “CÍA CERVECERÍAS UNIDAS” y el logo en forma de escudo con las letras CCU que duró hasta los años 70s y se usó incluso en gaseosas.

Botella de cerveza de CCU, probablemente de los años 20s o 30s. 

2.- La Pílsener Cóndor: en los 70s y talvez hasta comienzos de los 80s hubo una compañía independiente de la gran CCU, la Cervecera del Pacífico, que se metió con un producto alternativo. Esta Pílsener Cóndor incluso tuvo publicidad en televisión y existió la versión normal, además de una versión “Cerveza Imperial”. ¿Cómo terminó sus días la Cerveza Cóndor? No lo sé, talvez la cervecera que estaba tras de ella quebró.


Pílsener Cóndor y Cóndor Imperial.

3.- Kem… ¿en botella verde? Sí, algunas bebidas antiguamente iban en botella de vidrio de color. ¿Con qué finalidad? Talvez por cultura o alguna tendencia de la época. Y lo mismo pasaba con otras como la botella de Orange Crush original que era de una rara forma con un logo en rombo y de vidrio café. Otras como la Pilsener Cristal pasaron del color verde de años y años hacia atrás al color café.

Kem en vidrio verde y transparente. 

Botella original de Orange Crush, años 40. 

Pílsener Cristal, en botella verde (antes) y café (después). 

4.- La Malta Morenita: un clásico del pasado. Hoy su relevancia en el mercado es reducida. Regresando al pasado, recuerdo que en el mismo barrio de la placa de Orange Soda había una botillería con su fachada pintada entera con los colores de Malta Morenita. Imagínese 7 u 8 metros de ancho por 4 de alto. Potente. De ahí que es difícil que algún día se me olvide. Y ese vaso al centro de la etiqueta conteniendo esta cerveza color café oscuro, un clásico del imaginario colectivo. 

A la izquierda, Morenita y Morenita Especial. A la derecha, la Morenita noventera. 

5.- Tab está en tu línea: otra de esas que fue mundialmente conocida y que al final desapareció. No me consta que haya sido por sabor porque ni siquiera la conocí. Pionera en su segmento: una bebida cola de bajas calorías, en tiempos en que todo lo dietético ocupaba un mezquino rincón en los supermercados. ¿De manos de quién desapareció? De su hermana Diet Coca-Cola y su promesa de tener “menos de 1 caloría”. Y porque además tenía más nombre. Obvio.


Envase de Tab ochentero. 



6.- La Schweppes también estuvo en Chile y a diferencia de la anterior, aún se vende en otros países. Viene a ser una competencia directa a Canada Dry por los sabores que ofrece, ginger ale, agua tónica, etc.


Schweppes, agua tónica y ginger ale. 

7.- Se Pronuncia “Arci”: ya recordé antes esta gaseosa cuando encontré en Flickr una foto de una de esas “latas” publicitarias de almacén con el logo de RC. Esta era “la tercera” bebida cola, y digo “era” porque no me consta que aún tenga relevancia. Sé que hay una embotelladora chica que tiene la licencia para Chile, pero no sé si es fabricada aquí o es importada. Tampoco sé si antes de desaparecer a comienzos de los 80s estaba en manos de Nobis su distribución, considerando lo grande que fue (y considerando que nunca he escuchado de una Nobis Cola).

Ya cachaste: "se pronuncia ARCI". 

8.- Brahma Guaraná, “el placer de lo natural”: Comienzos de los 80s y en la tele irrumpen en medio de una tanda comercial tres sujetos hablando de una “sabrosa novedad”, de un sabor tropical “que viene del… ¡Amazonaaaaaaas!” Así fue como, antes de tener en Chile las cervezas Brahma que hoy existen, hubo una bebida basada en el guaraná. Pero duró poco. Lo único que pude saber con el tiempo fue que algo así que prohibieron las bebidas energéticas y en ese saco entraba esta creación brasilera.
Brahma Guaraná, comercializada en Chile a comienzos de los 80s.

9.- La “evolución” de la Cachantún: lo único que me atrevería a decir es que la más antigua es la que tiene el cuadrado rojo con el copihue dentro (¿notan el tipo de letra con que escribieron Cachantún?). De ahí en adelante las demás tienen el logo clásico (con o sin el copihue). Luego de ello fue el logo con azul abajo y blanco arriba (a la derecha, segunda foto), el que duró hasta que lanzaron el logo actual.

Envases de Cachantún desde los 60s a los 80s

El de la derecha fue de fines de los 80s. 

10.- El rincón ochentero y los formatos de litro y cuarto: en medio de los 80s, debido a una disputa, la CCU perdió la licencia de Pepsi y por tanto todo Chile quedó sin Pepsi. No pasó mucho tiempo cuando CCU decide lanzar una nueva cola pero creada por ellos. La fórmula sería ligeramente similar a la de Pepsi (si la copiaban al pie de la letra, gran demanda gran), pero faltaba un nombre. En un comienzo el nombre iba a ser “Kem Cola” incluso “Chile Cola” por ahí salió como nombre. Pero luego hubo acuerdo y el nombre final fue Free. Cuando Pepsi volvió a Chile de la mano de la Embotelladora Chile, creada por esos días e independiente de la CCU, introdujo el formato de litro y cuarto, el cual fue rápidamente copiado por la competencia, lo cual derivó casi en una competencia de quién lanza la botella más grande.  

Botella de Pepsi individual de los 70s y 80s

Al final la que rió último fue la Coca-Cola, que (un pelín más clever que el resto)  formuló que el formato dependía de la ocasión. Según la ocasión, el envase. Y de ahí que en el mundo rojo haya tanta variedad de formatos. Mal no les ha ido. 

Botellas ochenteras. Especial nota a la segunda botella hacia la derecha, el formato
que usó Pepsi para volver al mercado a fines de los 80s, y la última botella, el formato de 1 1/4 litro
con el que CCU copió la idea de Pepsi. Además, el plus del agua mineral Vital,
su botella de "1 litro cien" frente a Cachantún que sólo era de 1 litro. 

Free tamaño individual. 

11.- La evolución de la Fanta, hasta los 80s: ¿se saben la historia de la Fanta? Todo comenzó el año 1941 en Alemania, en plena Segunda Guerra Mundial. Los EE.UU. le prohibieron a las multinacionales comerciar con Alemania, por tanto Coca-Cola debió “desprenderse” de sus filiales en dicho país (las cuales pasaron a ser “independientes”). De todas formas, los ingredientes para fabricar Coca-Cola para el mercado alemán escaseaban. Rápidamente, se decide crear un nuevo producto que pueda ser fabricado sólo con ingredientes que estén en Alemania. Una vez terminada la guerra, Coca-Cola retoma dichas plantas productoras y compra la marca, lanzando a Fanta al mercado en el resto del mundo.


Fanta en los 60s, 70s y 80s.

12.- ¡La leeeeeeechiiiiiiiiii! Así era la cosa. Como dije en la primera parte, la leche se distribuía en botellas de vidrio con una tapa de aluminio o de lata. Y aunque uno no hubiese vivido esos años, igual lo sabe ya que ha visto al gato Tom metiendo el dedo a la botella y tomándosela cual cerveza. Atención al logo de la tapa "ULA", una sigla que hasta el día de hoy no sé qué significa y que al igual que lo fue Yely en un tiempo, fue una segunda marca de Soprole en los 80s (¿recuerda el Yogurt Ula... ese de "los polutooooos, atacan los polutoooooos..."?). Además lleva escrito un día de la semana, que me tinca que debe ser el día de producción y que obviamente no iba el número porque el producto duraba muy poco. 

Botella de leche ULA con tapa


25 de octubre de 2011

Del imaginario: Botellas del ayer (y un poco más)

En realidad la idea no es muy original mía. Simplemente se me vino debido a que hace un tiempo me encontré en  YouTube con este video en que un tipo del Perú que juntaba botellas antiguas se encontró casualmente con un amigo que llevaba una cámara de video y ahi se deciden a hacer una revisión de esas "gaseosas del pasado". Entonces recordé que mucha gente llega aquí buscando referencias a bebidas que alguna vez existieron aquí en Chile, que recuerdan haberlas bebido y que incluso las recuerdan como ricas o definitivamente malas. Por otro lado, este fin de semana buscando en MercadoLibre cosas viejas me pillé con categorías en donde había gente que vendía botellas antiguas, muy antiguas en algunos casos. De todo eso, surgió la idea de hacer un punteo de esas bebidas tan recordadas (y otras no tanto), además de algunas cosas relativas a éstas que serían impensadas hoy en día.

Así que aquí le vamos con el punteo. 10 formatos del pasado realmente notables (y ni ahí al que no le guste dicha palabra).

1.- La evolución de la Bilz y la Pap: Bilz y Pap no nacieron juntas. Pero vamos por parte.

Evolución de la botella de Bilz, desde los años 60 hasta la actualidad.
Por el lado de Bilz, ésta es una imitación de una bebida analcohólica creada en Alemania por un señor de nombre Friedrich Eduard Bilz. En efecto, otro señor de nombre Andrés Ebner Anzenhofer, puso a la venta en Chile a través de la Cervecería Ebner (de su propiedad) una imitación de la Bilz alemana, con el mismo nombre, en 1902. Luego, CCU adquiere la Cervecería Ebner y con ella la fórmula y la producción de Bilz hasta la actualidad.

Volviendo al pasado, fueron tantas las imitaciones de la Bilz original alemana, que tuvieron que cambiarle el nombre a Sinalco, nombre con el que se comercializa por esos lares hasta la actualidad.

La evolución de la Pap, desde los 60s hasta la actualidad. 
La Pap, en tanto, fue creada en Chile en 1927 y originalmente fue llamada Papaya Rex Imitación. De ahí que los viejos (léase los "tatas") aún la llamen por "Papaya".

El marketeo de Bilz y Pap juntas comenzó en 1970.

2.- La botella "genérica" de gaseosas de la CCU de los 60s y 70s: esta botella era común a todas las marcas que comercializaba la CCU y, a falta de una forma más original, lleva el logo como de "bandera flameando" con las letras "CCU", ampliamente reconocible en su época. Cuando era chico no la alcancé a ver en circulación, era más o menos común verlas una que otra botadas o quebradas por ahí. En la actualidad, por aquí cerca en casas de viejo, se les puede ver convertidas en trozos y pegadas con cemento arriba de los muros como método anti delincuentes. Y de vez en cuando, alguno de esos trozos es ese logo flameante.

Botella de gaseosa CCU de los 60s y 70s.
De yapa, la java de 12 botellas, como todas las de la época, hecha de madera.

Java de 12 botellas de gaseosa CCU de los 60s y 70s.

3.- Las bebidas Nobis: Muchos las recuerdan por lo ricas que eran, supuestamente. Yo no recuerdo bien qué tan bueno era su sabor. Sólo que una vez, muy chico, talvez a mediados de los 80s, mi viejo me llevó a una fuente de soda cerca de la Estación Central y ahí todavía las servían. Pero, de verdad, no recuerdo su sabor. Y la duda que aún tengo: ¿qué le pasó a Nobis, quebró?

Bebidas Nobis, 60s y 70s
Botellas Nobis, naranja y piña, 80s. 

4.- Las Aguas Andina: esto sí que lo encontré una rareza de ésas: en Mercado Libre, un tipo vende un display para almacén de Aguas Andina (valga la aclaración, nada que ver con Aguas Andinas xD), con la botella que se mantuvo incluso en circulación para envasar los néctares hasta comienzos de los años 90 (sólo que en la parte de abajo le ponían la etiqueta) y más aún, las botellas aún cerradas con su contenido en el interior. Pero miren el color de esa agua... ¡amarilla! Aquí caben dos posibilidades: o estamos ante una putrefacción absoluta... o era agua con jugo como las que están de moda hoy en día (la verdad, no me tinca mucho esto último). Y cáchese el slogan: "Tan pura que todos la toman con gusto!". Y abajo: "Pura. Fresca. Cristalina." Así no más. Le doy el beneficio de los años que han pasado. 

Aguas Andina, ni idea de qué época, talvez de los años 70s.


5.- El néctar de fruta embotellado: porque en néctar no tenía idea que hubo más que Andina y Watt's, también Nobis sacó al mercado su néctar, y la botella, imponente, lucía orgullosamente al pie la leyenda "Fruta de Chile". Toma eso.

Néctar Watt's. A la izquierda, versión setentera, a la derecha, versión ochentera. 

Néctar Nobis, "Fruta de Chile", ignoro de qué época


6.- Los "Remedios": sí, más de alguna vez hemos visto la recreación de una de esas boticas de antaño (¿le suena la botica Salco Brand en el centro de Santiago?). Y en los estantes, los medicamentos están en frascos oscuros de vidrio. Pero con esto me dio miedito. Notar en esta foto que entre estos frascos, probablemente de comienzos del siglo pasado, en el de más a la derecha, se distingue la leyenda "Laboratorio Chile" y por el otro lado "Santiago". 

Botellas de medicamentos de comienzos del siglo pasado.

7.- No sólo Limón Soda... ¡También Orange Soda... y más!: Así es. Y de esto supe desde que estaba muy chico. Cuando me llevaban de visita a casa de mi abuela, que vivía en un barrio muy antiguo, en una esquina había un almacén que lucía una placa metálica a medio desteñir que era una publicidad de "Canada Dry Orange Soda", y mostrando la botella con la forma característica de Canada Dry de la época, hoy abandonada. Y no sólo eso: me consta que llegó a existir en Chile una variedad de sabores bastante diversa bajo la marca "Canada Dry", "casi" como la que había en los Estados Unidos, como puede verse en este comercial (advertencia, dura ¡casi 3 minutos!).  

"Orange Soda" de Canada Dry, calculo a la vista... década de los 60s. 
Más botellas sesenteras de Canada Dry: "Ginger Ale", "Limón Soda" (sabores en venta hasta la actualidad).
La de más a la izquierda lleva la leyenda "Bebidas de Calidad", al parecer el slogan de la época.  


8.- La Pepsi-Cola de los años 50s: con esta botella tengo una anécdota: en una de las misiones a las que fui por la universidad, me tocó trabajar en una casa en Chillán que tenía un amplio terreno libre y en una esquina, en un rato que estábamos esperando que llegaran los materiales, la vi. Estuve a punto de robármela, no por malo, sino por vergüenza de pedirla. De verdad, me dió vergüenza ser tan ñoño. ¡La misma que estuvo en manos de Marty McFly! (O sea...) 

La mismísima Pepsi-Cola de los 50s. 


9.- El yogurt Soprole... en los 60s: antes del pote plástico que se reventaba en la mochila y que dejaba todos los cuadernos manchados, el yogurt se envasaba en potes de vidrio cubiertos por una tapa de aluminio, igual que las botellas de leche de la época. Dos rarezas respecto a este primitivo yogurt envasado: en la parte de atrás dice cómo es fabricado: "Elaborado por acción bacteriológica de fermentos búlgaros Yoghurt y Streptococos Thermófilos, controlado por nuestros laboratorios". La otra rareza: ¡dura apenas 7 días!

Yoghurt Soprole, pote de vidrio. Años 60s. 


10.- La botella individual de máquina expendedora en los 80s: tonta época para este formato, ya que habían máquinas expendedoras de latas, pero no había latas. Sólo la cerveza se podía encontrar en lata. Obligados a producir  bebidas gaseosas en botella de vidrio, no tenían otra. Pero al caer, la botella podía romperse. ¿Qué solución encontraron? Ponerle una etiqueta de material amortiguante. Era bien maldita esa etiqueta porque no se podía sacar entera y siempre salía de a tiras. ¿Se acuerdan? Y a la mamá de uno le gustaba juntar esas botellas para comprar aceite o para trasvasijar jugo en polvo preparado o bebida desde una botella más grande y dárnosla como parte de la colación. La única gracia que tenían era que eran con tapa rosca. 

Canada Dry Ginger Ale de los 80s, con este singular y odioso tipo de etiqueta.

Y guarda guarda... que se viene una segunda parte...

23 de octubre de 2011

El Track Eterno: Lindsey Buckingham - Trouble (1981)

Lindsey Buckingham, nacido en 1949 en Palo Alto, California, es un guitarrista, vocalista, compositor y productor norteamericano. Aunque grabó 6 discos como solista y un disco en vivo, se le reconoce también por su trabajo como guitarra y voz de la banda Fleetwood Mac.

El track eterno de esta oportunidad fue el gran hit que tuvo gracias a su primer disco solista, "Law and Order" de 1981.

Temón para empezar la semana.

11 de octubre de 2011

7 de octubre de 2011

Prende la Antú: UCV TV en los 80s

Me acuerdo cuando ibamos de visita a casa de la "abuelita". Como los papás de mis papás vivían cerca, comunmente la visita a los parientes terminaba siendo una visita doble, a los por parte de papá como a los por parte de mamá. Era la mitad de la década ochentosa y yo vivía en Maipú, super lejos para los estándares de la época. Vivir en Maipú era como, no sé... vivir en Colina o en Melipilla.

Justo en esa visita "de yapa" a mi abuela por parte de papá, siempre terminábamos en el fondo del patio, donde en unas piezas (de digno cemento, debo decirlo) vivían unas personas que terminaron siendo como tíos mios (no recuerdo si tenían un parentezco conmigo, pero bueh... da lo mismo). El asunto es que, si bien obviamente no tenían una vida de full comodidades, al menos tenían lo que pocos en ese tiempo: tele a color, un digno IRT Alba Color, orgullosamente made in Chile. Y de eso me di cuenta cuando entré en el dormitorio de mis "primos" y la primera imagen en colores que veo es ese logo de UCV Televisión en fondo azul. Era algo nuevo. Y luego de eso, el célebre Pipiripao hasta que me llaman de afuera. ¡A tomar onceeeeeee!

Luego de eso, llegué a mi casa a buscar el canal en mi tele Electra en blanco y negro. Nada. Con suerte veía puntos. En mi inocencia llegué a pensar que sólo se podía ver en TVs a color. Y de hecho preguntaba cuándo ibamos a tener tele a color para ver el Pipiripao. Después le eché la culpa a que mi tele tenía una sola varilla. Lo cierto es que ésa estaba lejos de ser la causa. Era simplemente la lejanía respecto de la antena, allá llegaba más señal simplemente.

A propósito de las varillas, llegué a tener mi propia idea de cómo usarlas: "el logo del canal es la pista, si contiene algo que parezca una V, mover las varillas para imitar dicha forma". Así, por ejemplo para el Canal 13 debía ser una varilla vertical y la otra diagonal en 45º, para Canal 11 ambas varillas verticales, para Canal 7 en forma de V... y así con el resto.

La TV a color llegó a mi casa tarde, el año '90, cuando ya todos tenían. Y obviamente, una vez que hubo TV color en mi casa me di cuenta que con mi teoría de la antena no andaba ni por las tapas.



5 de octubre de 2011

Prende la Antú: El avión del Jappening con Ja



En una época en que con pequeñas cosas éramos felices, en el canal del gobierno había ventanas de tiempo en que un grupo de actores y comediantes hacían reír a un país entero, sin importar colores de ningún tipo.

Un clásico de la tele ochentera que no muere en el recuerdo y la memoria colectiva. Disfrútelo.

2 de octubre de 2011

Sonido AM: Riccardo Fogli - Historias de todos los días (1982)

Riccardo Fogli es un cantante italiano nacido en Pontedera en 1947. Sus primeros años de carrera, entre 1966 y 1972 los pasó siendo voz y bajista de la banda también italiana llamada I Pooh. Luego vino una etapa de escaso éxito hasta mitad de los 70's en que nuevamente comienza a tener más renombre.

Este tema, en su versión en italiano, le dio el triunfo a Fogli en el Festival de San Remo de 1982. Personalmente, no lo había escuchado en años.

30 de septiembre de 2011

29 de septiembre de 2011

Prende la Antú: Spots de Chilectra a través del tiempo (80's, 90's y 2000's)

Si hay algo que nos afectó hace poco fue esto del apagón, y a propósito es que nos damos cuenta de lo importante que es la existencia de la energía eléctrica. Demasiado importante, me atrevería a decir. Y es que no puede quedar el caos porque no hay "luz". Pero ya me resigné, en esto de la luz hay empresas generadoras, transportadoras y distribuidoras y el "condoro" fue en la etapa de transporte, con la yapa de que las autoridades reconocieron que tal sistema es anticuado y el intentar controlar centralizadamente todo es una utopía bastante decoradita pero que al final las máquinas fallan. This is Chile. 

Pero el motivo de este post es recordar. Era que no. Aquí nos dedicamos a eso, a veces demasiado, depende del clima. Este video recoge spots publicitarios para TV de Chilectra durante estas tres últimas décadas. Ellos mismos los subieron como conmemoración de sus nada menos que 90 años. Y hay puntos a notar, tanto de realidades de esos tiempos, como de simples imágenes que estaban olvidadas y que luego de ver esto saltaron de nuevo a mi memoria. Empecemos.

  • A comienzos de los 80s, el sistema de distribución al parecer era bastante frágil, o bien la carga eléctrica que recibía Chilectra para distribuir no daba el ancho. El asunto es que, mediante varios spots "exagerados", recordaban a la gente que no sobrecargara el sistema eléctrico entre las 18 y las 22 horas. ¡Vaya sorpresita, si es la hora en que obviamente más se consume! 
  • Ya en 1984 promovían la repactación de deudas por consumo eléctrico para la gente morosa. Y no con cualquier figura de la tele, no señor. ¡El mismísimo Alejandro Chavez del "Cuánto Vale el Show"! Con su típica tenida, su acostumbrado estilo y hasta con el mismo micrófono con la misma esponja de color que usaba en el Canal 11. Notar en los letreros de las sucursales los logos, probablemente de los 70's o 60's y que no los cambiaban porque simplemente eramos en todo sentido un país rasca sin presupuesto. Demasiado old. 
  • El spot que casi me hace sacar pañuelo es en el que se muestra una noche de lluvia y arriba de un poste un técnico arreglando un tendido y silbando "Singing In The Rain", hasta que la luz vuelve y... eso, la luz vuelve. 
  • El slogan con el que crecí cuando chico: "La luz es vida. Viva la luz." 
  • También la serie "Chispita te aconseja" a finales de los 80s es muy notable. 
  • El último que rescataría "del recuerdo" es uno de comienzos de los 90's en que en un día lluvioso se corta la luz en Apoquindo con no-sé qué-calle y hay el manso taco para llegar al lugar, tal que los técnicos se bajan con escalera al hombro y se van "a pata" al poste para reponer la "luz". 
Así que este es el video.
Gracias a Chilectra por subirlo y a @caamano por avisar :)

23 de septiembre de 2011

Sonido AM: Juan Carlos Baglietto - Era en abril (1982)

Juan Carlos Baglietto es un cantante y músico trasandino, de amplia trayectoria y reconocimiento, tanto en Argentina como en países vecinos. Este tema es de su primer disco "Tiempos Difíciles" de 1982. La voz femenina es de Silvina Garré, cantautora también argentina, que además de haber grabado sus propios discos (tal como Baglietto incluso hasta hace poco), también fue voz invitada de una variedad de artistas de su tierra. Ambos poseen una multitud de reconocimientos a nivel latinoamericano.

Escuchar esto sin recordar la infancia y la radio AM junto con el almuerzo antes de partir al colegio -al menos para mí- es algo imposible, hasta la melancolía se me transmite sólo con escuchar la intro.

Una canción AM de las buenas.

22 de septiembre de 2011

El Track Eterno: R.E.M. - Nightswimming (1993)

R.E.M. fue una banda nacida en 1980 en Georgia, EE.UU. Como muchos se habrán enterado, apenas ayer 21 anunciaron a través de su sitio web de su separación como banda.

Yo, sin ser fanático ni ignorarlo, y aunque no debiera, les voy a dedicar un espacio con este temón noventero que inspira melancolía y que, alguna vez, alguna noche triste dejé que hiciera su efecto. Para mi es especial porque me transporta a un momento que no me atrevería a verlo como bueno o malo, pero que de alguna forma determinó quien soy.

Este tema pertenece a su álbum "Automatic for the People" de 1992, pero fue lanzado como single sólo al año siguiente. No es de las más afamadas que tuvieron. Hay otras que sonaron mucho más y que hasta las mataron de tanto programarlas en las radios como "Everybody Hurts", "Losing My Religion" o "Man on the Moon", por nombrar algunas.

Track eterno. Cursi, pero cómansela: las personas se van, las obras quedan.

17 de septiembre de 2011

El Track Eterno: The Stylistics - You Make Me Feel Brand New (1974)

The Stylistics, nacidos como banda en 1968, fueron una de las más conocidas bandas de soul norteamericanas de la primera mitad de los 70s y lograron llegar con tres de sus placas a la certificación de Disco de Oro en los Estados Unidos.

Este tema fue lanzado como single en 1974, aunque fue previamente publicado como parte del disco "Rockin' Roll Baby" de 1973 y luego en el disco "Let's Put It All Together" del mismo año 1974.

Otro de esos temones que no mueren con el tiempo.