19 de agosto de 2009

Mal día


Fue un mal día.

Depre. Cuestionamientos varios. ¿Me puedo o no mi pega? No estaba la jefa. Las proridades se me confundían. Quedaba la mitad del día y tres cuartas partes de la pega. Intenté alegrarme el corazón y el ánimo con una pizza.

Anita iba con un amigo. Pero me miró y me sonrió. Y seguí frente a la pizza, que al menos me quitó el hambre.

1 comentario:

  1. Es una buena idea para subirse el animo¡Pizza!Me gusta la salsa picante de esa marca :)

    Un abrazo!

    ResponderEliminar