15 de agosto de 2007

Lejos (fragmento)


Se quedó un buen rato mirando hacia donde ella estaba. La clase del módulo 4 ya había comenzado, pero Harvey no lo notó. Tampoco se dio cuenta que su amiga ya no estaba. Miraba hacia otro lado, talvez pensando que su esfuerzo por confesarle su amor era en vano. Terminó muy triste, caminando con la cabeza gacha, tratando de pensar en otra cosa. Al bajar al patio se dio cuenta que ella sólo se había movido a un lugar que no se veía desde arriba. Se veía muy triste y talvez ver un rato a su amigo le hubiese subido el ánimo, pero Harvey tenía miedo de no poder contenerse en sus ganas de poder expresar lo que tenía tan guardado, de echar a perder una amistad, preso de ese fatalismo que destruye los deseos más sinceros y las intenciones más nobles... Pero no aguantó más y se devolvió a hacerle una pregunta:

- Hola... te veo bajoneada... ¿te molesta si te acompaño?
- Me siento mal... - dijo ella.

Y se quedaron uno al lado del otro sin hablar nada.

(Septiembre 2002)

- Fotografía de lorZ

4 comentarios:

  1. Es joda enamorarse de una amiga..como que las palabras se hacen presas de uno mismo por el miedo a perder mucho más que un amor.-

    Cuídate.-

    ResponderEliminar
  2. Chesumadre que anday sufrido compañero. Asi no se puede!

    Aplica ommmmmmmmmmmm

    Saludos, el Cerdo!

    ResponderEliminar
  3. Es recomplicado eso, aunque el perder una "amistad" no debería ser tan doloroso siendo que una de las dos personas siente algo distinto...

    En fin, sólo sigue tu corazón... es lo único que puedo decir.

    Saludos sr. Pretoriano.

    ResponderEliminar
  4. Jo... a mí me pasaba algo similar, y viéndolo ahora hasta ridículo era xDDD Trata de disfrutar de tus sentimientos, aunque sean tan asfixiantes como estos.

    Un abrazo!

    ResponderEliminar