10 de noviembre de 2006

Aires femeninos


Fotografía: Juan Nosé @ Flickr

Desde que viajo regularmente en Metro que me he dado cuenta de algo. Cada vez que viajo en el trencito este, más de alguna vez me he quedado mirando a alguna chiquilla, cosa que no me pasaba en las micros. Arriesgando pecar de superfluo, me atrevería a decir que, o las mujeres se arreglan más cuando viajan en Metro, o efectivamente en Metro viajan chicas más lindas o una mezcla de ambas cosas. Por otro lado, el Metro es más seguro, por lo que tendería a pensar que las chicas se arreglan más porque tienen menos miedo de llamar la atención y ser "abordadas" por sujetos de dudosa reputación -léase delincuentes-. Y esto, unido a mi calidad de "fan" del Metro de Santiago -que ni las goteras ni los andenes estrechos han destruido-, causan que no me cueste considerar cada viaje como una media hora de experiencias placenteras en la que -no importando que vayan mil personas a mi lado- aprovecho de divagar y relajarme un poco, mirando tanta chica guapa. Mirar es gratis...

Así que, si viajas en Metro, ponte linda. Alegrarás mi día.

Cuidate.

0 comentan:

Publicar un comentario