14 de marzo de 2006

Llenarme de cosas para así estar más tranquilo

Disfruto de mis últimos días de relativo relajo. Este semestre tomé el -pateado hasta el último- Taller de Ingeniería de Software. Uno de los jefes de proyecto del semestre pasado nos fue ayer a dar una charla de su experiencia en el proyecto de curso. Salió a colación el tema de que en todos los semestres los alumnos se terminan quejando de que el curso debería tener mayor creditaje del que tiene, que es de 10 créditos pero que pareciera que fuera de 30 créditos al menos. Que la dificultad del trabajo no es lo infumable, sino que es la relación con el cliente y dentro del grupo, la necesidad de organizar el tiempo, coordinación, cooperación, colaboración y la cach'e la espá.

La semana pasada hice algo freak. Me puse a ver unos comerciales gringos antiguos que están en el sitio de archive.org. Entre las cosas que me llamaron más la atención fue la estética ultra tétrica en comerciales para niños (digna de una buena película de terror), cartoons promocionando cigarrillos o cerveza, autos que casi atropellan a peatones y que lo muestran como lo más normal del mundo... cosas como esas. Ya sé que lo van a encontrar más fome que chupar un clavo pero, como ya he dicho antes, tengo una especial atracción por lo viejo que hasta ahora manejo como placer culpable y que a veces me hace sentir incomprendido y "raro". También pesqué unos cassettes viejos que escuchaba casi todos los días cuando estaba en los primeros años de u y en un fin de semana entero los convertí a mp3 y los ando trayendo en el discman. Mientras tenía el PC grabando desde la casetera me puse a hacer un nuevo logo para el canal (hace años que no quedaba tan conforme con un logo hecho por mi que ni siquiera soy diseñador). El template se mantiene. Tengo ganas de cambiarlo, pero el gran problema es que el actual me gusta tanto que si voy a cambiarlo por otro tiene que ser MUY bueno.



Hoy voy a trotar a las canchas con la Clau. Me dijo que me iba a hacer bien para salirme un poco de los asuntos de la u. Ayer casi lloré esperando micro después de la charla del taller. Así de mal estaba. Le iba a pedir a la Clau que nos juntáramos ayer pero el ánimo no me acompañaba. Hay que de una buena vez parecer un chico alegre y con el que otros estarán gustosos de compartir. Así que hay que cuidar la imágen.

Suena raro, pero una vez que tenga más cosas que hacer talvez me sienta más tranquilo. Eso de que hay mucho que hacer, pero que todavía no comienza nada, no me tranquiliza.

[De 44 Shadow Lane]

0 comentan:

Publicar un comentario