28 de diciembre de 2004

El aporte cebolla de hoy



Los Diablos - Lazos de amistad

Yo quisiera despertar,
lo espero cada día
y ver que la ira
se vuelve sonrisa.

Un mañana llegará,
para todos habrá dicha,
una nueva vida
con alas de amor.

Nos unirán los lazos de amistad
sin importar el color
y cantarán ricos y pobres
en hermandad, igual canción.

Nos unirán los lazos de amistad
y reinará el amor
y sentirás dentro del alma
la sensación de ser mejor.

Yo quisiera despertar
sin las manos tan vacías
y ver que la vida
es mucho más linda.

Un mañana llegará
y tendremos alegría
y todo lo haremos
de corazón.

Como nunca antes, quiero ir a la pelea

Vengo llegando de acompañar a mi amigo puentealtino con su nueva pior-es-nada y con el violín en la mano. No le faltan. Creerse el cuento hace la gran diferencia. Digamos... si yo me creyera el cuento ya estaría "egresado" como casi todos mis amigos de primer año de la universidad que cuando se conectan al MSN les encanta poner la palabra "egresado" al lado de su nick. Terminando el magister y aceptado en el doctorado. Hácete esa. Más encima con esa nueva idea de formar una empresa de consultoría estadística... sin duda este chico se las trae. Me doy cuenta de todo lo que este chico ha obtenido en su vida, me acuerdo que salió de la enseñanza media con un 5,3 y yo con un 6. Me veo empantanado en ingeniería civil con 2 años más por venir. Creerse el cuento, dar la pelea, hace la gran diferencia. Si estoy donde estoy es porque no me gusta dar la pelea. Llamarme Pretoriano es una paradoja. Pretoria es una ciudad de Sudáfrica que estuvo entre el siglo XIX y el XX en guerra. Los pretorianos daban la pelea. En cierta medida soy la oveja negra. Soy el guerrero que no pelea y que le da lo mismo. O debiera decir que "le daba" lo mismo. Y me digo ¡ya está bueno poh! Y debería empezar a darle la pelea a la vida. Soy el típico gil que no entrega una tarea cuando queda un día para la entrega y no ha hecho nada, en lugar de hacer lo que alcance. Soy el típico gil que sabe que merece más puntaje pero que nunca manda a recorregir una prueba. Soy el típico gil que disfraza la flojera por desestresamiento.

Por suerte mañana va seguro el McPicnic...

27 de diciembre de 2004

Workless...

A minutos del fin de la Navidad, me hago un tiempo para, sin internet, escribir algo de lo que han sido estos últimos días. En verdad no ha pasado mucho. Escucho un cassette de Kenny G (mal) y con audífonos (peor). Pienso en cómo un picnic aun no resulta y esta Navidad que, hasta ahora, no registra ningún regalo (algo totalmente esperado considerando un "año normal"). Quedan menos de 2 semanas para partir a lo que será mi última misión, a Negrete (VIII Región). Se vienen mis recuerdos de la misión UC en Sta. Bárbara el verano del 2003 -el antecedente de esta misión a Negrete- y, en particular, de la vez en que estuve a punto de cumplir uno de mis deseos frustrados: hacer radio. Y de otras cosas también, como por ejemplo la polola de mi viejo que ya no vive con nosotros, que trajo a sus dos hijas mayores, que me hicieron sentir un poco incómodo y de cómo fue su inusual saludo al irse en la tarde.

En Santa Bárbara hay una radio local que cubre todo el pueblo: Doña Bárbara 91.9 FM. Durante los días de misión teníamos como comunidad un espacio de media hora diaria para difundir nuestras actividades, además de lecturas y material pastoral. Uno de los misioneros de nuestra comunidad era el encargado y locutor principal. Lo había sido los dos años anteriores también. También habían otros misioneros de la comunidad que "probaban suerte" previa inscripción. Alguna vez me dijeron que leía bien. Eso me dio ánimos de decirle al encargado del llamado "taller de radio" que si podía participar un día en el programa. Me respondió que no era llegar y hablar por el micrófono, pero que podía avisarle al otro día si todavía tenía ganas, porque el programa de ese día ya estaba pauteado. Ese día era mi día de servicio, pero no había mucho que hacer, además si decía que iba al taller de radio estaba excusado de estar en la comunidad de servicio por ese día. Pero como el programa ya estaba hecho, tuve que quedarme ese día en la escuela. Pude escuchar el programilla de marras y notar que era muchísimo más "pro" de lo que yo me imaginaba. Reconozco que me cuesta modular. Desde chico. Tengo a veces problemas con las erres y con palabras rebuscadas. Y cuando me grabo y me escucho a veces no me gusta mi voz y otras soy demasiado crítico y me fijo en los detalles más chicos para decirme "no sirvo para eso". Mi inseguridad fulminante me hizo decir adios a mis ganas de locutear. Esto sumado al hecho de que al encargado del taller (y hasta en la misma radio) les había quedado gustando la voz de una de nuestras comuneras que había participado en el primer día, al punto que quedó estable en el staff hasta el último programa. Luego, el encargado dijo que ya tenían suficientes comuneros participando en el taller y que ya se habían pauteado todos los programas además de haberse grabado muchos programas por adelantado. Caput al sueño estereofónico.

Hoy la polola de mi viejo se despidió de mí con un beso en la boca. O sea, uno se besa en la boca con una persona que quiere mucho y que conoce de mucho tiempo. No sé si ella me haya querido dar ese mensaje. Cuando mi vieja estaba enferma me besaba en la boca con ella, pero eran "piquitos" no más, igual como lo que sucedio hoy. Así que no los cuento como beso beso. Espero no haber reaccionado de manera torpe y que mi viejo se lo haya tomado a bien. Dice que mientras mejor me lleve con ella, mejor para todos. Con ella regaloneo demasiado y me gusta tener ese trato. Al final no fue un quiebre. Sólo acordaron vivir separados hasta conocerse mejor, porque esto de vivir juntos fue demasiado apresurado. Cosas que provoca tener un optimismo excesivo ¿no?

Esta semana que acaba de pasar no hice casi nada. Aún me tengo que poner de acuerdo con mi amigo para crear su sitio web. Me atreví con el logo. Sorry si parece sacado de caja de fósforos (fue su idea). Así va el sitio hasta ahora.




17 de diciembre de 2004

Noche sin dormir, picnic frustrado y trabajillo web

Anoche me dormí después de las 3. Supongo que mañana sí se viene el picnic, o no? Sería genial, pero me conformaría sólo con que nos juntáramos. Duerme bien. No he cambiado mi pensamiento respecto a los mensajes de texto. Aún los odio un poco. Sobre todo cuando llegan horas después. Al final la llamé. Estaba con sueño y aparentemente con cosas por hacer. ¿Qué tal si ahora que me conoce ya no tiene las mismas ganas o ya no le agrado como en un principio? Rompí en llanto de puro nervio e incertidumbre. Paranoias de mierda. Hoy se despertó tarde y con un problema suficientemente grande en su casa como para que nos juntáramos. Abort Mission. Obvio.

La próxima semana voy a crear la primera página web que no es para mí. Es para un amigo que (adivinen) ya egresó de su magister y quiere crear una empresa consultora con un amigo. Y yo voy a ser el creador del sitio web. No digo "webmaster" porque eso es harto más que manejar uno o más softwares. No digo "diseñador" porque yo tampoco soy eso, aunque soy un aficionado al diseño y cuando veo una cosa en que los colores o la tipografía no junta ni pega soy el primero en poner el grito en el cielo. Hasta la denominación de "creador del sitio web" siento que me queda grande.

Al final no hubo picnic y talvez nunca lo habrá.
Murphy es un genio.

Bien, ya pasó. Ahora a mirar hacia el cielo y pensar en otra cosa.

Me quité de bulla

Me escondí. Comencé de nuevo, menos expuesto, más personal (eso espero).

Este será en todo caso uno de los últimos post del año. Porque después voy a venir muy poco. Me voy a misionar en enero y luego lo que quede de enero y febrero lo voy a dedicar a estudiar para el exámen de licenciatura. Y los que nunca faltan, que se ponen "egresado" en el nick del MSN y yo les digo no saquen tanta pica y la nota del proyecto de Gestión, un 4 pelao, pero como dicen por ahí ramo pasado, ramo olvidado pero nunca tanto porque algún día deberé estudiarlo para el gran examen final de titulación. Pero para eso quedan 2 años más... mínimo.

Me falta inscribirme para la Misión País pero me falta el RUT de mi "convidada" y me da lata pedírselo, qué tal si llega a creer que lo voy a usar para iniciar actividades en Impuestos Internos y estafar al Fisco con la devolución de impuestos... este mundo ya da para todo :)

Es rico saber que ya fundamentalmente escribo para mí y sin ánimo de impresionar a nadie. Sin contador de visitas. Algo así como irse desde TVN o Mega al ABT...

Sin comentarios...

15 de diciembre de 2004

Micros...

Estaba revisando qué micros me van a servir para venir desde mi casa a San Joaquín.

Me sirven tres. Llegan por Sta. Rosa hacia el norte. Luego siguen derecho o doblan por Vespucio o por otra calle que también llega al 14 de Vicuña Mackenna. Luego hacia el norte hasta Vicuña Mackenna 4860 :) Tiempo estimado de viaje (al ojímetro): 15 minutos.

Sumando a eso que estoy a menos de 10 minutos del Plaza Vespucio (cool).

Ya, ok, no es tan malo después de todo (es que 1 hora y 15 minutos para venir al campus San Joaco desde Renca es como musho, ¿no?).

Por cierto: www.micros.cl
Súper recomendable y util (sólo le falta tener un mapa, pero para eso está Mapcity, ¿o no?).

Patrón de fundo y nostalgia radial

He llegado a la siguiente conclusión:

Tengo el complejo del patrón de fundo.

O sea, que soy capaz de dar mucho, pero también pido mucho, talvez demasiado. Y lo más divertido es que hoy en la tarde me junto con una chiquilla a la que le pasa exactamente lo mismo.

Radio.blog inaugura sus transmisiones con una sorpresilla: Erase una vez una radio. Incluye trozos de transmisiones de radios en su mayoría extintas (Minería, Carolina, Cooperativa, Concierto (la antigua, la 101.7, no la de ahora), Aurora, La Ciudad, Oxígeno, M1 Music One). Fruto de un día entero de buscar en cassettes viejos, claro. Grandes ausentes: Cualquier cuña de la radio Manquehue, la radio Nina a comienzos de los 90 cuando ponían música anglo y una que otra basurita, la música de Primera Plana en Radio Chilena (en los 80s), la musiquita de la radio Concierto que decía "es Radio Concierto que va por el camino de la paz..." y por ahora no me acuerdo de más.

Y harta música de los Pet Shop Boys dedicada a cierta persona, aunque no sé si llegue a pasearse por aquí...

(Si alguien más junta rarezas como éstas, que avise porfa y hará feliz a este pobre Pretoriano, je.)

13 de diciembre de 2004

Qué bajo caímos, Panamtur

En los años '40: Una agencia de viajes de prestigio (aparentemente).



Hoy: tiendas que venden chucherías baratas...
(Qué bajo caímos...)

Nueva casa, y la vida que se cae de guata de tanto reirse de mí.

Nueva casa: Paradero 25 de Santa Rosa.

  • Territorio lleno de flaites y delincuentes.
  • Territorio que se inunda cada vez que hay una lluvia fuerte.
  • Casa de 1 solo piso, lo que hace imposible arrancar con muebles y otros en caso de inundación.
  • Territorio transformado en campo de batalla cada 11 de septiembre, lo que obliga a aceptar el toque de queda impuesto cada año por la dictadura del lumpen.
  • Y esta es chanta: sucesos paranormales a la orden del día (jajajajaja).

9 de diciembre de 2004

Marcha blanca

Algunas cosas a tener en consideración al escribir en este "blog". A ver:

  • Hacer que el factor money a la hora de quejarme por algo pese bastante menos que el 99%.
  • No caer en darle circo al pueblo. Debo escribir lo que "yo" siento, no lo que yo crea que a los demás les gustaría leer.
  • No escribir compulsivamente. Elaborar ideas, darles hartas vueltas y luego escribirlas ordenadamente.

No me acuerdo de más cosas. Pero ya que estamos en marcha blanca...

Cambio de casa

Ya terminé todo. Nada más vengo a ver notas, a inscribir cursos y en definitiva a "hacer nada" aquí.

Pronto nos iremos a vivir a otra casa. Me encuentro en la esforzada tarea de cargosear a mi viejo para que no se quede en la misma comuna. La encuentro un asco. En verano el calor es sofocante. El polvo de las calles lo hace peor aun ya que se te pega en la piel gracias a la transpiración. Más asqueroso aún. ¡Quiero un barrio con calles limpias, que no parezcan chiquero de chanchos! ¡Quiero un barrio con calles pavimentadas! ¡Quiero un barrio en donde la gente de mal vivir no brote como maleza! ¿Es mucho pedir?

Mi comunidad

O la que estuvo a punto de ser... Talvez no vaya (como lo tenía tan planeado hasta hace poco).

Image Hosted by ImageShack.us

6 de diciembre de 2004

Hola mundo

Post de prueba.
Estaré haciendo algunos cambios.